.post img { border:5px solid #d2d2d2; padding:2px; }

miércoles, 23 de agosto de 2017

RESEÑA: Mask of shadows - Linsey Miller


Disclaimer: la editorial me concedió una copia electrónica antes de su publicación para que hiciera una reseña honesta. Aunque la honestidad no es mi punto fuerte. Excepto con los libros. Si son una mierda, pues se dice. Pero este no es una mierda, en serio.

Sallot Leon es une ladrone y se le da bien. Pero Sal quiere escapar de su vida asaltando carromatos y vengarse de los nobles que destruyeron su hogar. Cuando se anuncian audiciones para La Mano Izquierda, un grupo de asesinos de la Reina bautizados por sus anillos -Rubí, Esmeralda, Amatista y Opal- su mundo cambia. Es su oportunidad para una nueva vida.

Excepto que la audición es una pelea a muerte contra otros participantes: astutos acróbatas, farmaceúticos letales y crueles ex-soldados. Una infancia como criminal común no ha preparado a Sal para estas pruebas. Pero debe sobrevivir para cumplir el verdadero propósito por el que se presentó: la venganza.

(click en la imagen para verlo en Goodreads)

Ha sido un libro con mucha tensión y un worldbuilding muy cuidado. La trama se centra en le protagonista, Sal, intentando convertirse en Opal, une asesine de la reina. Esta idea de asesinar a los demás participantes, sumado con las clases que dan otros miembros de La Mano Izquierda (de temas tan variados como los venenos, la lucha con espadas y el tiro con arco, la medicina y el protocolo) le dan un parecido con Los Juegos del Hambre. Está claro que género es distinto, de fantasía mágica en lugar de distópico, pero otra cosa que diferencia a Mask of shadows y lo hace entretenido es que, según las normas de las audiciones, tienes que matar a tus contrincantes sin que te pillen. Al fin y al cabo es importante para ser Opal que nunca se pueda echar la culpa de sus actos a la realeza y esto le da un aire más de misterio y a veces casi detectivesco a la historia.

Como protagonista me ha gustado Sal porque tiene claros sus objetivos: convertirse en Opal y vengarse de los nobles que abandonaron su país durante la guerra. Lo mejor es que estos dos puntos chocan entre sí y Sal debe aprender a moverse en los juegos políticos de la corte sin perder de vista su venganza. Se desarrolla un montón como persona gracias a la situación en la que está y aunque al principio no está cómode con la violencia, sabe que necesita matar a sus competidores para convertirse en Opal.

El tema de su género se explica en la medida justa, Sal es de género fluido y utiliza tanto pronombres neutros como masculinos y femeninos. Su norma general es que dependiendo cómo vista habrá que utilizar unos u otros (si lleva vestidos o ropa típicamente femenina, tratarle de "ella", si lleva ropa de hombre, "él"). Hay algún momento en que se hace misgender y se le llama con un pronombre erróneo a propósito, pero otros personajes le defienden y corrigen a esa persona.

Un problema que tuve fueron los personajes secundarios. Los competidores para Opal llevan máscaras y solo se conocen entre sí por el número, así que era muy confuso: no teníamos casi descripciones físicas y era fácil no recordar quién era quién. Por otra parte, me gustaron mucho el resto de La Mano Izquierda: Rubí, Amatista y Esmeralda, quienes tenían personalidades más definidas y roles relevantes en la elección del sucesor de Opal. El romance me pareció flojísimo y Elise, la chica en quién Sal está interesade, era un personaje sin ninguna gracia. De hecho, la amistad de Sal con su sirvienta, Maud, era más compleja y llamativa que la relación romántica con Elise.

Entre las cosas buenas está el ambiente histórico y político, que es muy relevante para las motivaciones de Sal, quién está traumatizade por la sangrienta guerra que presenció cuando era solo une niñe. Su familia fue asesinada por las Sombras, criaturas corrompidas por la magia que arrancan la piel a sus víctimas en busca de sus antiguos cuerpos. Fue la reina quién acabó con la magia y por eso Sal la idolatra. Me habría gustado saber más sobre cómo funcionaba la magia antes, porque solo sabemos que los antiguos hechiceros tienen runas tatuadas con las que controlaban su poder, pero poco más. Tal vez sea algo que aparezca en las secuelas.

En general es un libro que engancha, con une personaje principal consistente que tiene motivaciones variadas e interesantes, y una trama entre misteriosa y sangrienta. Si queréis leer más sobre esta historia chequead la reseña de Eme en Mis palabras de arcoiris, que como persona de género fluido será más coherente que yo en este tema.

¡Hasta la próxima!

No hay comentarios

Publicar un comentario

© sparsireads
Maira Gall